martes, 25 de enero de 2011

Carta enviada a la defensora del lector de El Pais

Después de escribir el post anterior, y relacionado con él, he enviado la siguiente carta a la defensora del lector de El Pais.

Soy una lectora de su diario desde que se inauguró y creo que lo voy a seguir siendo por poco tiempo, ya que últimamente su lectura me supone quedarme con un sabor amargo en la boca. Normalmente enviaba cartas al director, que sigo enviando y por supuesto al no coincidir con la línea actual de ser vocero de los mercados, no me las publican. El problema es que el grupo PRISA cerró CNN, la SER pierde audiencia y El Pais, lectores, salvo el balón de oxígeno que le supuso wikileaks. Siempre fue un diario de centro-izquierda. Su evidente derechización hace que no tenga un espacio político en este país, porque la derecha por algo atávico nunca lo va a comprar. Trabajo en un centro con 80 personas, un único ejemplar lo manejamos 80 porque por principios no estamos dispuestos a darle un euro al grupo PRISA. Las polémicas que se hacen públicas de los lectores son por estilo o porque un fumador miente y dice que no lo es. ¿Cómo puede un periódico ignorar el engaño que se produjo en este país a miles de familias con los swaps y por supuesto no dar la noticia cuando se producen sentencias a favor de los usuarios? Lo más vergonzoso de todo, es que el fin del periódico que era el orgullo de la democracia, acabe siendo la hoja parroquial de FEDEA. Últimamente, cada vez que leo un artículo en El Pais, en defensa de los mercados, que suele estar firmado asépticamente con un nombre seguido de un título o un cargo académico, me dedico a un juego que consiste en buscar en la red los cargos que ostenta el firmante, que no suelen mencionar para que el artículo no pierda credibilidad ya que detrás de él hay siempre intereses empresariales. Por poner solo un ejemplo, en al artículo "La década de los emergentes" publicado el domingo 23 de enero de 2011, aparece firmado por Javier Santiso, profesor de economía de ESADE Business School y director de ESADE Centre for Gobal Economy and Geopolitics (ESADEgeo). Lo que no se dice del Sr. Santiso es que pertenece al Think Tank de Aspen Francia. Trabajó en Indosuez, actual Crédit Agricole Banca de Inversión. fue director ejecutivo para mercados emergentes del BBVA, más tarde ha sido el Economista Jefe de Desarrollo y Director del Centro de Desarrollo de la OCDE. Y actualmente es director de Telefónica Internacional. Todas ellas las joyas de la corona y que escribió extensamente de la contribución del sector privado al desarrollo. Su periódico se va a inmolar por la privatización de el país, y lo que lamento es perder a personas como usted, Soledad Gallego Díaz, el Roto ... ya que a otros muchos no los echaré de menos.

8 comentarios:

  1. Magnífica carta pero dubido que "El País" a publique. Eu tamén deixei de compralo pola mingua de calidade nas informacións, a dereitización das análises e total ausencia de sentido crítico a nivel social.

    ResponderEliminar
  2. angelesgarcia portela27 de enero de 2011, 8:36

    Gracias, polo comentario, xa sei que non a han publicar, pero é para que o saiban os xornalistas, teñen medo e hannos botar igual xa que: "Roma non paga a traidores".Cando o pechen que non se lamenten. Saudos.

    ResponderEliminar
  3. Esa es la situación. Como suele pasar -incluso pasaría si cerrara la Razón, que no será el caso- al naufragar el barco se ahogan muchos hombres buenos. Muy acertada por tanto la mención final a algunas firmas de El País.
    Es curioso cómo ha reflejado El País la situación del país, incluso en su postrera decadencia. Con él muere el felipismo, sí, pero también una ventana de la izquierda española, y una cierta conciencia social sedienta de democracia. Ahora El País es un cadaver que no sirve a ninguna causa, y es, como muy bien señalas, un fraude en el desierto derechista. Un espejismo para el que se quiera engañar.

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias por tu comentario, la pena es que con la deriva de El Pais, se van muchas de nuestras esperanzas y es que "pintan bastos", o reaccionamos o acabamos siendo un pais en vías de subdesarrollo. saludos.

    ResponderEliminar
  5. El País ya no es lo que era Ángeles, ya nada es igual...

    ResponderEliminar
  6. Claro que no, pero al ser un mero instrumento de propaganda, va hacia el suicidio, se veía venir.
    Saludos Coyote.

    ResponderEliminar
  7. Me pregunto, si estos cambios que se han producido en la linea editorial del Pais, no tendrán algo que ver con las inversiones que le han llegado del otro lado del Atlantico ¿?. Desde hace tiempo ya no compro dicho periodico, aunque veo las viñetas que publica a traves del ordenador con especial enfasis el Roto.
    Es una lastima pues fué un gran periodico en otra época, lo lamento.
    Fizmania

    ResponderEliminar
  8. Claro que han tenido que ver¡. También Cebrián, supongo..
    Saludos.

    ResponderEliminar