martes, 10 de marzo de 2020

JJ Rallo y la coherencia neoliberal



La rápida metamorfosis de un neoliberal  acérrimo defensor de da privatización de todo lo que pueda suponer negocio, partidario de un estado jibarizado, ha devenido en defensor de lo público  y en estatalista,  admirando un estado autoritario como el Chino, debido al coronavirus.   

 JJ Rallo antes del coronavirus







JJ Rallo después del coronavirus






Si tienes un infarto y no tienes dinero como en USA, te mueres, es el darwinismo neoliberal que tiene descontados a los pobres. 
El problema con una pandemia es que si el pobre no se cura, puede contagiar. 
Ahora se ve claro que no tener sanidad universal es un problema incluso para los que se la pueden pagar.
Enlace relacionado


5 comentarios:

  1. Estimada Ángeles, sigo tu blog desde hace tiempo, no he leído ni una sola entrada que tenga ni media coma de desperdicio. Pero últimamente tengo una duda: no sé si admírate más por el esfuerzo que dedicas al blog o por la santa paciencia que tienes con esa garrapata-comentarista que se te ha acoplado.
    Veo que hoy CPV descansa
    CPV muy liberal y muy defensor de la libertad individual, jejeje… Si tanto te gusta la libertad de elegir ¿por qué no te montas tu propio blog en lugar de rebuznar en casa ajena?
    Mil disculpas Ángeles por meter este comentario. No hace mucho el prof V. Navarro suprimió los comentarios en su blog por tipos asi. Me indignan estos liberales que andan colándose en los banquetes de las bodas para comer caliente.
    Un abrazo
    Santiago Porras Carrasco

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. El respeto y tolerancia se demuestran sobre opiniones al que uno no suscribe.

      Por desgracia no siempre es así.

      Un saludo

      Eliminar
  2. Estimado Santiago, gracias por tus elogios y tu apoyo. Reconforta saber que en lo que una escribe, alguien se detiene leerlo, es cierto que a veces a algunos la lectura les cunde poco,pero qué le vamos a hacer.
    Un ejemplo es CPV y tienes razón no se me había ocurrido, pero se lo podía "currar" un poco y hacer su propio blog, lo que pasa es que tiene madera de "troll", los neoliberales son nacidos para "trolear". Así que paciencia, yo no tengo la repercusión ni la talla del profesor Navarro, por eso no se me infesta tanto el blog.

    Por otra parte no me gustaría desactivar los comentarios, porque es un modo de mantener el contacto y además a veces los lectores me corrigen y me sacan de errores. Si la cosa se pone muy fea puedo echar los comentarios a la papelera por spam, claro que CPV diría que le borro los comentarios porque no me gusta la libertad de expresión, cuando simplemente los borraría por "plasta"
    Un saludo, gracias por la visita y espero que vuelvas

    ResponderEliminar
  3. Si borra usted los comentarios que no le gusta, por contenido o número, pues sí, sería sospechoso.


    Esto me recuerda a Willy Toledo..

    ResponderEliminar